Midnight Diner: Tokyo Stories

Midnight Diner

Últimamente he estado viendo algunas películas y series en Netflix que me encantan, por lo que esta vez he decidido hablar un poco sobre una serie que me parece por demás interesante y diferente a lo que normalmente veo.
Empezar diciendo que es una serie japonesa que trata un poco de comida y hasta puedes aprender un poco más sobre la cultura del día a día de una vida en Japón y su sociedad en general en cuanto enfrentarse a problemáticas se refiere. Esto no quiere decir que sea algo con temática 100% seria sino que usa un poco de humor japonés, la gastronomía del país e incluso situaciones problemáticas que nos pueden pasar sin importar nuestro país de origen para transmitir historias graciosas, tristes, interesantes y hasta historias que te enseñan alguna lección de vida muy sutilmente.

Si he captado tu atención, quédate conmigo (no me abandones, platiquemos poquito) por que quiero hablarte un poco sobre esta curiosa serie escondida en un rinconsito de Netflix que a mi parecer, merece mucho la pena.

La manera más simple de describir Midnight Diner: Tokyo Stories es como una antología de relaciones humanas conectadas por el que parece ser el único restaurante que abierto a altas horas de la noche (madrugada) y que los personajes tienen la suerte de frecuentar. Además, las resoluciones de cada historia parecen ser dadas solo por el dueño/chef de dicho sitio, sea cual sea su resultado final.
Por lo que cada capítulo tiene su toque especial y una esencia propia, vida. Capítulo a capítulo conoceremos un poco mejor al dueño del local y cómo este trata a sus comensales, sin embargo, a pesar de aparecer en cada capítulo, la atención se la lleva enteramente su comida y el protagonista de dicho capítulo. Y eso esta bien, conoces poco a poco su personaje y a los personajes recurrentes del restaurante de a poco mientras la atención principal es como si se fuese a un “invitado”.

Ahora bien, si te parece que esta idea no esta nada mal es por que en sí misma ya había tenido éxito. Antes de ser tomada por Netflix el concepto tenía una vida; existe de hecho como manga, drama de tv y hasta una película antes de que nuestra querida compañía de streaming comprara los derechos como parte de su expansión japonesa (que si me preguntan, síganle por que se ve genial).
Así que aunque no es algo “totalmente nuevo”, es genial que hayan decidido hacer más con el concepto y que hasta hayan contado con el actor que hace de Chef o “Master” en las adaptaciones anteriores, lo que refleja el apoyo e interés real de Netflix en el proyecto.

Si en este punto todavía no te queda del todo claro de que va la serie, te puedo decir que va simplemente de un señor (Master) que tiene un restaurante en Tokyo que abre exclusivamente de 12am a 7am y en el cual tiene un solo platillo en el menú (sopa de miso), sin embargo, si el cliente tiene alguna petición especial, este puede preparársela si cuenta con los ingredientes o en su defecto, si el comensal le trae directamente lo que necesitaría.
Aunque parezca un horario absurdo y que de seguro que no tiene tantos clientes, la serie nos demuestra todo lo contrario ya que no solo tiene visitantes primerizos (en los que usualmente se basan los capítulos) sino que cuenta con clientes regulares que hacen apariciones en distintas ocasiones y que ayudan a la audiencia a entender un poco más al Master.
Así que cada visitante (o regular) tiene su propia historia y de eso va todo esto, de cual es la situación que esa persona esta pasando en ese momento y cómo yendo al restaurante no precisamente se resuelven pero pueden encontrar soluciones, ayuda o incluso simple alivio al escuchar al Master.

Sé que el escenario principal es el restaurante y que dije que la comida es importante en el show pero no hay que olvidar que no es precisamente una serie de recetas ni nada, simplemente buscan esa conexión entre la comida y las personas (esto está sonando raramente poético de una manera extraña) que puede haber, algo así como comer algo que solíamos frecuentar en nuestra infancia nos puede transportar a momentos o al comer algo que solíamos comer con alguien más, nos hace pensar en ellos, ese tipo de conexión.

Ahora bien, anteriormente mencioné que cada comensal protagonista tiene sus propias situaciones y quizás ayude un poco explicar que son diversas e importantes cada una de manera especial. Es decir, tocan temas algo delicados o serios en ocasiones, en especial en Japón, como podrían ser la aceptación de matrimonios internacionales, el estrés que puede ocasionar ser padre, el arrepentimiento de una vida desperdiciada, la relación entre un alumno que ha superado a su maestro, el pánico de que encuentren tu colección de porno después de la muerte (si, pasa en la serie de verdad), entre otros.
Así que a veces resulta ser una situación difícil, algunas otras humorística y es que los personajes que nos son presentados son de todo tipo, desde estereotipos sacados directos de un anime o drama japonés, hasta estereotipos definidos por el trabajo, edad o género de alguien. Podemos encontrar variedad ya que se tratan de algunas figuras maternas que parecen ser demasiado entrometidas, jóvenes mujeres muy tímidas, gigolos que parecer hyper agresivos, estudiantes de universidad que parecen obsesionados con el porno (porque estereotipos) y nunca falta el hombre que esta bebiendo de más en alguna parte de la barra.
Por otro lado tenemos a los regulares como Chu-chan que es un viejo hombre que parece que jamás se quita su gorra de béisbol y un trío de mujeres chismosas que parecen tener una opinión para cada situación de los distintos visitantes.

Nuestro personaje principal parece no tener tanto protagonismo, y es que el Master parece un personaje al que le gusta pasar su tiempo en segundo plano mientras sus comensales platican, bromean y se ríen entre ellos. Pero preparados cuando habla por que usualmente es con una voz calmada, con consejos sabios sobre la situación, para parar alguna riña y ayudar a las personas a actuar con sentido.
La manera en la que el Master interactúa con sus comensales es simple, los encuentra en momentos específicos cuando están comiendo o dejan su guardia abajo. No resuelve sus problemas, incluso a veces no tiene un consejo sólido que dar, pero ofrece su comida para ayudarles de alguna manera a hacer una conexión con alguna otra cosa que les ayude en su situación. Les ofrece su restaurante, un lugar seguro y que parece mágico entre un distrito como es Shinjuku, tan lleno de bares ruidosos, tiendas electrónicas y todo en lo que puedas pensar cuando te dicen “Japón moderno”.

Así que eso es básicamente un poco sobre el formato que sigue la serie para contar estas diversas historias.

Detallitos que me encantan

La sección que suelo incluir cuando hablo de alguna película, serie o lo que sea, esos pequeños o grandes detalles que hacen que para mi la obra sea aún más especial, vamos a ello.

  • Cada capítulo lleva el nombre de alguna comida, esta puede o no ser tradicional de Japón y es que se trata de la comida que el comensal protagonista del capítulo le pide a nuestro Chef a lo largo de este, y que, curiosamente tiene una conexión extraña o fascinante con la situación que nos expondrá la trama. Me parece curioso y además no podía evitar tratar de adivinar que tipo de persona sería la siguiente protagonista al leer el título del capítulo siguiente.
  • Lo cuidadas que están las tomas de la comida. Yo sé que uno de los escenarios más recurrentes es el restaurante pero es que las tomas cercanas de como el Master prepara la comida que los comensales piden me parece muy buena. En serio se te antojan hasta unas simples banderillas por que lo hacen ver todo tan delicioso.
  • Esa pequeña ventana que ofrece la serie hacia la cultura japonesa y el cómo su sociedad lidiaría con ciertas situaciones, así sean estas historias específicas, ficticias.
  • Te llegas a encariñar con esos personajes recurrentes que ves de fondo o opinando en algunos capítulos que ya hasta los ves como parte del escenario, parte del restaurante, parte de la “familia” que es el midnight diner.
  • Sé que es usual que me encante el soundtrack de lo que sea que vea y esta vez no es la excepción, llegue al punto de dejar la secuencia inicial por que me encantaba escuchar al protagonista hablar sobre su restaurante con esa música de fondo casi mágica a momentos, definitivamente me encariñe con ello.

Me podría quedar aquí a seguir hablando y hablando sobre por qué me gustó tanto una serie tan corta (al menos en Netflix, tengo curiosidad del material fuente) pero la verdad es que a ratos y de manera sencilla, no sé enteramente que es lo que tiene que me fascina. Sólo sé que me entretuvo un buen rato y que hasta aprendí un par de cosas sobre Japón.
Al final del día, el restaurante del Master termina siendo un lugar en el que todos tienen hambre y donde una estrella porno y un médico, un famoso actor y un actor con poco éxito pueden sentarse uno al lado del otro para comer en paz, platicar y pasar un buen rato.

Y así es como siento la serie, un lugar que te da la bienvenida capítulo a capítulo para pasar un buen rato.
Espero que le puedan dar una oportunidad para entrar en su corazón y esperen con ansias una siguiente temporada como yo. Ahora por último les dejaré uno de los trailers para que se puedan dar una idea de como va la cosa mezclando el soundtrack con algunas escenas.

¡Nos leemos hasta otra!

Anuncios

4 comentarios en “Midnight Diner: Tokyo Stories

  1. Ya se me antojo la comida solo con ver el video xD Nos hace falta un lugar así en Jalisco, puede sonar raro el horario, pero yo creo que es más común de lo que parece que todos en algún momento necesitamos un lugar para comer a esas horas de la madrugada. La voy a poner en mi lista de series por ver.

    • Definitivamente lo necesitamos! Las cosas que viven los personajes me parecen de lo más divertido, eso y la comida hacen un combo genial 😉 Jajaja yo por eso la veía comiendo, da mucha hambre!

    • Tengo entendido que tenía 2 temporadas individuales con el mismo concepto por aparte, por lo que Original de Netflix no la consideraría (aunque en el mismo show dice que lo es).
      Netflix Asia tomó el concepto y hasta al actor principal y la hizo suya 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s