Hola, en esta ocasión quiero compartirles un bonito poema de Ana Maria Rabatte, con   dedicatoria   para una persona muy especial para mi .

No dejemos de hacerle saber a nuestros seres amados lo que sentimos por ellos, no son eternos ni tampoco adivinos. No esperemos que sea demasiado tarde para comenzar con el hubiera hecho, cuando las cosas cambien, utilicemos el hoy para decir, cuando ya no estén  “yo hice y el o ella fue feliz”.

En vida, hermano, en vida.

Si quieres hacer feliz
a alguien que quieras mucho,
diselo hoy, se muy bueno,
en vida, hermano, en vida.
Si deseas dar una flor
no esperes a que se mueran
mándalas hoy con amor,
en vida, hermano, en vida…

Si deseas decir te quiero
a la gente de tu casa,
al amigo cerca o lejos?
En vida, hermano, en vida.

No esperes a que se muera
la gente para quererla
y hacerle sentir tu afecto,
en vida, hermano, en vida…

Tu serás muy venturoso
si aprendes a hacer felices
a todos los que conozcas,
en vida, hermano, en vida.

Nunca visites panteones,
ni llenes tumbas de flores.
Llena de amor los corazones,
en vida, hermano, en vida…

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: